Sábado  08 de Agosto de 2020 | Última actualización 03:50 PM
Por: Prensa Latina | 7:21 PM

QUITO, 30 dic (PL).- El presidente ecuatoriano, Rafael Correa, reiteró hoy que la ley es para todos y no debe estar supeditada a acuerdos políticos, en referencia al proceso de suspensión definitiva de Radio Arutam por incitar a la violencia indígena.

"Yo me juego el cargo, pero la Radio Arutam tiene que ser sancionada de acuerdo con la Ley", señaló Correa en entrevista a la Agencia Pública de Noticias de Ecuador ANDES.

El mandatario recordó que fue ese medio de comunicación el que llamó a la comunidad a levantarse en armas y provocó el asesinato del profesor shuar Bosco Wisuma el 30 de septiembre pasado, durante el levantamiento indígena en Macas.

Son los legisladores indígenas y la propia federación shuar quienes se han opuesto sistemáticamente a la investigación "porque saben quienes llamaron a ir (a la protesta) armados con perdigones."

Frente a este hecho, el Consejo Nacional de Telecomunicaciones (Conatel) abrió un proceso de investigación y dispuso la clausura del medio, amparada en el articulo 67 de la Ley de Radiodifusión y Televisión, por incitar a la violencia y al levantamiento armado.

Correa reiteró que esa decisión es adoptada por un órgano independiente del Poder Ejecutivo, pero la respalda en la medida que se cumplan los procesos legales.

Criticó la protesta protagonizada por varios legisladores de oposición y que impidió a autoridades de telecomunicaciones comparecer ante el parlamento para explicar las razones legales de las sanciones a Teleamazonas y radio Arutam.

Correa estimó que hay algunos militantes del partido de Gobierno que han evidenciado temor. "Estamos enfrentando un poder enorme y hay gente que se amilana", afirmó.

Recaló que la ciudadanía los eligió para sepultar las mafias políticas, por lo que lamentó que "en nombre del consenso se quiera pactar con la partidocracia. Ese es un gravísimo error político fruto de la presión de la prensa".