Martes  24 de Abril de 2018 | Última actualización 06:17 PM
Reflexiones sobre la sociedad y la educación
Por: PABLO ESPINOSA | 10:36 PM

La sociedad postmoderna tiene como características fundamentales el consumo irracional, crisis de todo tipo, la velocidad de los cambios y exigencias puntuales que hay que abordar, estén dadas las condiciones o no.

El hombre y la mujer de hoy, de alguna manera están atrapados en turbulencias emocionales que, retan sus capacidades de sobrevivencia. Este contexto, lógicamente, plantea que la formación que reciben lo ponga en condiciones de abandonar las situaciones con menores riesgos de equivocarse.

Esto supone poner en marcha y disposición de las personas, estrategias que puedan vincular la formación del presente con futuras vivencias que, en forma de expirar se presentan a lo largo de su existencia.

Ya no se puede vivir sin tomar en cuenta los desafíos del futuro, Sin tomar decisiones aunque las misma representen Incertidumbres y riesgos. Es necesario que el futuro se aborde también desde la escuela como entidad llamada a formar las presentes y futuras generaciones.

Pienso que lo que se hace en el país en materia educativa, esta más vinculado al pesado que al futuro, se enseña a repetir y no a pensar. La educación tiene como uno de sus objetivos fundamentales empoderar a las personas de conocimientos, para que puedan resolver o plantear oportunamente soluciones a problemas que ameritan creatividad para ser abordado objetivamente.

La educación del presente, en conexión con el futuro tiene desde mi punto de vista, entre otras, las características siguientes:

- La calidad, entendido esta como competencias verificable objetivamente, en el desempeño de las actividades en la que participan los sujetos, sin tomar en cuenta el marco de referencia del ambiente.

- Debe hacer énfasis en la Formación continua, esto es, nunca dejar de aprender. Pues quien dejó de aprender se cierra las puertas del bienestar que produce el trabajo que se deriva de su oficio o profesión y sobre todo, deja de enriquecer su espíritu.

- Debe enfatizar los intereses de las personas, en determinadas situaciones queremos enseñar contenidos y estrategias, que las personas no tienen la suficiente motivación o interés para interiorizarlo. Esta es una de las razones por la que el espacio educativo es monótono y tedioso.

- Debe promover la compresión, y la resolución de conflictos. En situaciones especificas, se observa que personas que poseen un grado elevado de escolaridad, se enfrascan en conflictos insuperables, que lo llevan incluso a perder la vida. Si la escuela enseñara a solucionar conflictos, el mundo seria más existencial, habría un bajo índice de violencia en todas sus manifestaciones. El poder sería utilizado, para solucionar las necesidades de los seres humanos que las requieran y no para agredir, provocar y humillar a los contrarios. El poder sería utilizado para construir, no para destruir.

El autor es educador.

(function(i,s,o,g,r,a,m){i['GoogleAnalyticsObject']=r;i[r]=i[r]||function(){ (i[r].q=i[r].q||[]).push(arguments)},i[r].l=1*new Date();a=s.createElement(o), m=s.getElementsByTagName(o)[0];a.async=1;a.src=g;m.parentNode.insertBefore(a,m) })(window,document,'script','//www.google-analytics.com/analytics.js','ga'); ga('create', 'UA-25417938-8', 'barrigaverde.net'); ga('send', 'pageview'); */?>